2.2.13

CONTRIBUCIÓN AL EXCIDIO


Tan poco práctico es engañar al mundo como tratar de desengañarlo.
Francisco NIEVA
El viaje a Pantaélica

Zelotes en tanto que partículas de identidad propensas a suscitarse un despellejamiento universal, perdonamos antes los sentimientos que nos desaprueban que la repulsa, con razones o sin atornillarse a ellas, que puedan causar nuestras más queridas aficiones. Intuitivamente a nadie se le escapa que los gustos no son ramplona cuestión de capricho, loca inconstancia de una realidad ni cuerda ni constante, sino la materia prima de una fe que se avergüenza por el origen de su parvedad, por su escasez de ironía.

Como en esta necrocéntrica hecatombe de autor no averiguado, hasta la muerte necesita ubicarse fuera de sí para ir tirando.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Aunque uno sea por defecto dueño de lo que calla y prisionero de lo que dice, por aquí gustan las cabezas que no marchan al pie de la letra.

 
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons