17.5.13

TOPOS


No hagas caso de lo que sientes cuando el verdadero talento que tienes es el de esconder la verdad.
Chuck PALAHNIUK
Superviviente

Mírese debajo de las piedras, de las hechas por natura y de las que son obra del hombre; mírese con aumento debajo de las casas, de los caminos, de los templos, de los monumentos, de los palacios, de los museos, de las cárceles, de las fábricas, de los hospitales y de los cementerios; mírese debajo de todas las piedras, sin excepción, tanto en campo como en poblado; pero mírese atentamente, hágase inventario de lo que allí se guarece y vuelvan a colocarse en su sitio: en adelante, nada se sostendrá. La piedra calla porque exige silencio a la mirada y ceguera a la voz, y por cada cosa que la piedra cubre otras mil no se descubren...

Miremos, también, debajo de las faldas. Se desconoce quién pudo ser el autor de esta insinuante parodia de la seducción (circa 1680) que nos invita a paladear el bocado que sobrevivió a una distinguida mujer.

2 comentarios:

  1. venusdemilo21/5/13 12:35

    Leerte es mi adicciòn, me transmites paz...

    ResponderEliminar
  2. Venusdemilo, tu adicción me conmueve, es galardón que complace no menos que descoloca. No sé bien si esa paz que cosechas es un fruto digno de mérito o el producto empalagoso de su fermentación...

    ResponderEliminar

Aunque uno sea por defecto dueño de lo que calla y prisionero de lo que dice, por aquí gustan las cabezas que no marchan al pie de la letra.

 
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons